CAFE frío ✪ 2 versiones !!!

Como hacer un buen café frío

El arte de preparar café se extiende no solo en texturas tipos de granos, y combinaciones con otros productos exóticos. También varia en la temperatura que se consume.Como su nombre lo indica, aprenderemos a hacer un café que se toma frío.

Hay que tener en cuenta que existen dos formas de hacerlo, una es la  técnica de realización completamente en frío. Y la otra es hacerlo de forma caliente, de igual manera se consume siempre en  frío, solo cambia en su preparación.

 Café frío ✪ Preparación en frío

Hacer café en frío lleva un tiempo considerable de preparación superior a 10 hs. Dado que al hacerlo con agua fría y no tener temperatura ni presión.  Cambia el estilo de fusión, y  demora mas tiempo en extraer propiedades del café. De igual manera este método tiene sus ventajas. Su fusión más suave evita el sabor amargo del café. Y reduce su acidez más del 50%. Por lo tanto no tendrás que usar azúcar para endulzarlo tanto.

Por esta caracteristica te enseñamos a hacer una jarra de café frío, suficiente para 8 tazas de café o 4  vasos grandes, dado que no tiene sentido preparar menos cantidad por su tiempo de realización. Para empezar con esta preparación, agregaremos en una jarra de capacidad mayor a 1 litro y medio ½ ,  400 gr de café, para esta circunstancia el café que recomendamos es un café molido negro fuerte,   luego incorpora 8 tazas o  4 vasos grandes de agua a temperatura ambiente, como  (1) litro y medio (½ ) aproximadamente.

Algunas personas recomiendan no mezclar en absoluto el café y el agua.

Sin embargo nosotros recomendamos hacer un leve mezclado con cuchara de forma suave, para activar el proceso de fusión en frío, y despertar al café.

Pero queda a criterio de cada uno, luego con la jarra llena de agua y el café en su interior, dejar reposar por lo menos 10 u 15 hs a temperatura ambiente, en un lugar fresco y sin luz si es posible tapar la superficie con un repasador, que cubra las paredes de la jarra.

pasado el tiempo de reposo, el siguiente paso que debemos realizar es filtrar el café.

Para esto podemos usar un filtro de tela. O varios filtros de café de los que se compran en el supermercado.

Si no existen otras formas de hacerlo, puede ser un colador de leche y le añadimos una tela limpia y fina, o el filtro que usted desee, lo único importante es que sea ultra fino.

Luego vertemos el contenido de la jarra a través del filtro de tela,  en una olla o recipiente, descartamos la borra, lavamos bien la jarra y el filtro, y volvemos a regresar el líquido desde la olla nuevamente a la jarra, a través del filtro limpio.

Una vez que todo el café se encuentre en la jarra ya filtrado, llevar a la heladera y dejar descansar por lo menos 1 hs mas para que decante.

En un vaso del tamaño deseado, vamos a hacer lo siguiente.

NOTA : tengamos en cuenta que el café frío que hicimos es un concentrado, por lo tanto te sugerimos que lo sirvas de la siguiente manera.

Primero completamos con hielo el vaso donde vamos a tomar el café hasta la superficie. 

Luego viertes el café frió en el vaso hasta hasta alcanzar los ¾ de su proporción, después le agregas un  ¼ de agua mineral, y finalmente pones tres cucharaditas de de leche condensada, para endulzar y y darle ese toque que lleva al café frió al deleite.

Tips

Las proporciones pueden variar más o menos agua, dependiendo la intensidad de sabor que se desee, eso responde al paladar de cada uno. Aguar mas o menos el café, y también la opción de finalizar con, chocolate, ramilla de menta, cucharada de crema, o la terminación que sea de su agrado.  

Cómo hacer café frío con preparación en caliente

Esta variante surge debido a que hay propiedades del café que solo se desprenden con la temperatura, por lo tanto sugerimos tomar solo 300 gr de café molido fuerte, y realizar un café express con la misma proporción de agua que si lo realizamos en frío.

Nosotros te aconsejamos bajar  la cantidad de café, ya que al calentarlo se produce una fusión mas intensa y  desprende mucho sabor e intensidad que de manera fría no se produce, pero como decimos siempre, la variación de intensidad queda a tu criterio, ya que al ser un concentrado, cada quien prepara a su gusto diluyendo el café con agua en la proporción que a usted lo complazca.   

Una vez realizado el café caliente realizar el mismo filtrado, y en jarra dejar reposar por lo menos 6 hs a temperatura ambiente.

El reposo baja a la mitad de tiempo ya que la fusión en caliente es mucho mas intensa y no necesita tanto reposo, luego a heladera 2 hs mínimo, y servimos igual como en forma fría.

Compañero ideal

Es grande la posibilidad de elegir un compañero ideal para esta bebida, que tiene una personalidad suave y ligera ademas en general la consumimos cuando hace calor.

Cuando nos disponemos a pensar en el deseo que nos genera tomar un café frio, buscamos algo frutal pero no totalmente, sino que buscamos un acompañante de sabor mas repostero, y  el café es muy amigo del harina.

Es por esto que en hacercafe.com, creemos que el mejor compañero para el café frió teniendo en cuenta el equilibrio entre frescura y  cumplir con nuestros deseos de harina.

Es la exquisita tarta de manzana…

 

Quizás pueda interesarte….

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *